Foro Económico y Social

Jueves, 03 de Julio de 2014 12:15

Aragón baja de 100.000 parados por primera vez en casi 3 años

Aragón baja de la barrera de los 100.000 parados por primera vez desde octubre del 2011. En concreto, la comunidad suma actualmente 98.836 desempleados después de que en junio el paro registrado se redujera en 3.106 personas con un descenso respecto a mayo del 3%, superior al nacional (2,6%). De esta forma, Aragón acumula ya cinco meses de caídas consecutivas, lo que le ha permitido contabilizar 11.193 parados menos que hace un año (-10,17%). Se trata de la tercera bajada interanual más fuerte del país en términos porcentuales, solo superada por Cantabria (-11,63%) y Baleares (-11,53%). En España, el desempleo bajó en 122.684 personas, con lo que el total de parados cayó de los 4,5 millones (4.449.701) por primera vez desde finales del 2011.

Estas cifras, sumadas al buen dato de mayo --cuando Aragón lideró la caída interanual del paro--, llevaron al director general de Economía de la DGA , José María García, a asegurar que el empleo en la comunidad "está en una tendencia clara de consolidación". "En el último año tenemos 66 parados menos cada día y si cogemos el último mes son 103 parados menos al día, lo que demuestra que la recuperación del mercado laboral se está acelerando", subrayó García.

Los sindicatos, sin embargo, volvieron a vincular la bajada de junio a un efecto "puramente estacional" por las contrataciones "de la campaña de verano y el comienzo de la temporada de rebajas", por lo que indicaron que es pronto para hablar de un cambio de tendencia. Además, y aunque calificaron de positiva la caída de junio, lamentaron que el empleo generado "continúa siendo temporal y precario".

En este sentido, los sindicatos apuntaron que solo el 6,5% de los 48.290 contratos firmados en junio en la comunidad fueron indefinidos. García señaló sin embargo que la temporalidad en Aragón "es del 17,7%" y destacó que la cifra de contratación supuso un incremento del 24% respecto a junio del 2013, siendo la sexta región donde más contratos se han formalizado en los últimos doce meses.

Que junio es un mes muy condicionado por la estacionalidad queda claro al observar la caída del paro por sectores. Así, la comunidad registró 2.219 desempleados menos en servicios (sobre todo en comercio y hostelería), mientras que construcción anotó 457 menos, industria 372 y agricultura 50 menos. Por provincias, el paro bajó en Huesca en 441 personas, en 233 en Teruel y en 2.432 en Zaragoza.

SEXTO MES DE CAÍDA Con 122.684 desempleados menos y 56.622 afiliados más a la Seguridad Social, el sexto mes del año es el undécimo consecutivo de tendencia a la baja en España, dato que fue ensalzado por el Gobierno y las organizaciones empresariales. Pese a todo, la cifra conocida ayer, en términos absolutos, es menor a la del 2013, que creó 4.500 empleos más que este año.

La diferencia entre reducción del paro y afiliación a la Seguridad Social muestra que el mercado laboral está aún muy lejos de crear empleo neto de importancia como para dar por concluida la crisis. Aún se cuentan por miles los parados de larga duración que pierden la prestación de desempleo sin tener trabajo.

A ello se añade que la tasa de cobertura de desempleo --el número de parados que cobra la prestación-- sigue a la baja y con ello aumenta el número de personas que se acercan a la frontera de la exclusión. En los dos últimos años, desde que Gobierna el PP se ha producido la mayor recorte de servicios de desempleo y la cobertura se ha reducido casi cuatro puntos cada año. Así, en estas mismas fechas del 2012 el 65,33% de los parados cobraba una prestación, porcentaje que pasó al 61,49% en el 2013 y que ha quedado en el 57,71% el pasado mes.

Además de en el sector servicios, la temporalidad también se ha instalado en trabajos cualificados, como la enseñanza. El fin de curso ha reducido en un mes el número de cotizantes en casi 40.000 personas, en torno al 5,15%, algunas de las cuales volverán a ser contratadas en septiembre, como ha sucedido en los dos últimos años.

En este sentido, el sector público ha sido uno de los más castigados por los recortes de empleo y la congelación de la contratación, tal como ha reconocido el propio Gobierno.

El boletín estadístico del personal de las administraciones públicas, dependiente del Ministerio de Hacienda, destaca una reducción del empleo público del 5% desde el inicio de la legislatura de Mariano Rajoy, desde 2012 hasta enero de este año. En concreto, la educación pública no universitaria ha perdido en este tiempo más de 24.000 puestos de trabajo. En la sanidad pública ha ocurrido algo parecido. Desde enero del 2012 a enero del 2014, se han perdido más de 28.000 empleo, el 5,6%.

Según CCOO, la pérdida de estabilidad laboral ha llevado a que por primera vez en la historia las personas con contrato indefinido y a tiempo completo ya no son mayoría entre los asalariados. El 49,5% de los trabajadores por cuenta ajena mantiene un empleo estable y de jornada completa, mientras que el 50,5% sufre la precariedad.